miércoles, 9 de septiembre de 2015

Laminado de patata y salmón

Para aquellos que os gustan las recetas fáciles y sencillas, con el añadido de poder conservar lo que nos sobre en la nevera para cuando lo necesitemos, y que ademas tenga un sabor muy marcado y delicioso, hoy os presentamos este laminado de patatas y salmón.
Es probable que el nombre de este plato os resulte cuanto menos curioso, y es que es lo primero que se nos vino a la cabeza cuando vimos el resultado final del plato. Imaginaros una especie de lasaña en la que en lugar de pasta, usemos láminas de patata, y cambiando el relleno por salmón ahumado. Sin embargo, no nos convencía la idea de llamar a este plato lasaña, ya que en realidad, no lleva tanto relleno como para eso, sino que es mas bien un ingrediente que le da un toque diferente.
Sumando a estas capas de patata y trozos de salmón ahumado, le añadimos una salsa rápida y muy sencilla de philadelphia (o de cualquier otro queso cremoso que os guste, como por ejemplo el azul...), lo que le da ese toque cremoso que sinceramente le queda de maravilla a la preparación.
Si todo esto una vez montado, lo espolvoreamos con queso rallado y dejamos que se gratine en el horno...tenemos un plato original y muy rico. A nosotros nos sobro algo menos de media fuente, y lo dejamos en un tupper hermético en la nevera, y días después, lo sacamos y calentamos... y estaba tan delicioso como el primer día.
Así que como veis, no tenemos excusas para no prepararlo, ya que con muy pocos ingredientes y en poco tiempo, vamos a tener un plato ideal para cualquier momento y para cuando mejor nos convenga usarlo. Ahora, todos a por los delantales y a cocinar!



Ingredientes (4 personas):

  • 5 patatas
  • 100 gr de salmón ahumado
  • 200 ml de nata para cocinar
  • 3-4 cucharadas de queso cremoso
  • Queso rallado para gratinar
  • Sal
  • Pimienta
  • Aceite


Preparación:
  1. Primero, y con tiempo de antelación para que se enfríen bien, coceremos las patatas con su piel (y tras lavarlas) en agua con sal. Las tendremos hasta que al pincharlas con un cuchillo, las podamos atravesar sin dificultad. Sacamos y dejamos enfriar.
  2. Para la salsa, en un cazo pondremos la nata con las cucharadas de queso cremoso y sin dejar de remover, lo pondremos a fuego medio. Cuando el queso se haya derretido, salpimentamos y probaremos, para añadir mas queso si fuera necesario o mas sal. Retiramos cuando la tengamos a nuestro gusto.
  3. Esparcimos un poco de la salsa en el fondo de la fuente que vayamos a usar.
  4. Pelamos las patatas y las partimos en rodajas.
  5. Colocaremos un capa de rodajas de patata y sobre esta, unos trozos del salmón ahumado. Volveremos a repetir el proceso hasta acabar con los ingredientes, y finalizando con una capa de patata.

  6. Precalentamos el horno a 200º arriba y abajo.
  7. Vertemos el resto de la salsa sobre las patatas y espolvoreamos con el queso rallado.
  8. Llevamos al horno y cuando veamos que el queso se derrite, pondremos el gratinador para que acabe creando una capa crujiente con el queso. Lo sacamos cuando veamos que está a nuestro gusto.
  9. Servimos recién sacado del horno.
Ya tenemos listo nuestro plato de patatas con el salmón, listo para poder deleitarnos con un sabor que no dejará indiferente a nadie.

Un saludo a tod@s y buen provecho!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada